martes, 26 de julio de 2011

Central Hidroélectrica de Bolarque (Guadalajara-España)

El escarpado paraje de Bolarque, en la junta de los ríos Tajo y Guadiela, da nombre a una de las presas más antiguas de España, que embalsa el agua de los dos ríos en uno de los parajes más espectaculares de la provincia: la sierra de Altomira.
Corría el año 1910 cuando el rey Alfonso XIII inauguraba la presa de Bolarque.
Bolarque se comenzó a construir porque Madrid necesitaba abastecimiento eléctrico. El Marqués de Urquijo fue el encargado de acometer las obras, como complemento a la Sociedad de Gasificación Industrial.
La energía que se conseguía en este salto de agua llegaba a la capital española a través de una línea de 70 Km. de longitud y 50 kilovatios de tensión.
La primitiva central hidroeléctrica de Bolarque se diseñó para aprovechar la energía derivada de una presa de 21 metros de altura, que cerraba el cauce del Tajo, tras unir sus aguas con las del río Guadiela.
El 27 de enero de 1899 Francisco Rabanal solicitó autorización para construir en Bolarque una presa de 24 m de altura. El proyecto fue aprobado por Real Orden de 8 de febrero de 1904, sustituyendo a Francisco Rabanal por Juan Ron y Alvarez, heredero de la mayor parte de los terrenos donde se haría el proyecto.
En marzo de 1907, se asocian Juan Ron y el Marqués de Urquijo, delegando en su hijo Estanislao Urquijo Ussía.
El 15 de junio de 1907 se inicia la construcción de la presa, bajo la dirección de Luis de la Peña y Braña, ingeniero de minas.
El 12 de junio de 1908 se modifica el proyecto con la derivación para riegos. Ese año trabajaban 1.300 obreros y tres periodistas de importantes revistas técnicas visitan la obra.
Bolarque empieza a crecer con la construcción de las Centrales Zorita y Almoguera y en 1947 se acoplan al sistema madrileño.
En 1954 se terminan los embalses y las centrales de Entrepeñas y Buendía, unidos por túnel para trasvasar excedentes del Tajo al Guadiela.
Aprovechando las diferencias de nivel de estos embalses con Bolarque, se decidió aumentar en 10m la altura de la presa de Bolarque e instalar una nueva central de pie de presa en 1954, sustituyendo a la anterior. Se instaló una Subestación Colectora para recoger la energía de las cinco centrales para su distribución en la zona y Madrid.
En 1962 se instalaron los terceros grupos de Zorita y Almoguera. A principios de los años 70 se construyó la Central de Bombeo de Bolarque al Embalse de la Bujeda, y de este a su vez al de Alarcón. Este Grupo fue inaugurado en 1974 por el todavía Príncipe, D. Juan Carlos de Borbón.