lunes, 8 de febrero de 2016

El megaproyecto inacabado. Centro Acuático de Madrid



Centro Acuático de Madrid, el megaproyecto pensado para ser una de las sedes de las pruebas de natación, saltos y waterpolo en las candidaturas olímpicas de 2012, 2016 y 2020 les ha costado a los madrileños casi 120 millones de euros para nada…
Las obras se abandonaron definitivamente en julio de 2010 y hoy, casi cinco años después, el gigantesco esqueleto del edificio recuerda lo que pudo ser, pero nunca fue. Cuando se pararon las obras, se habían gastado ya 112 millones de un presupuesto que –con un sobrecoste del 40%– rondaba los 192 millones de euros.
Además, el Ayuntamiento tuvo que desembolsar casi 5 millones más en concepto de IVA cuando se transfirió a sí mismo esta faraónica obra inacabada “de vanguardia”, como la definió en 2006 el entonces alcalde Alberto Ruiz Gallardón. Con el IVA en el 21%, esto supone que Hacienda valoró el edificio en 23,5 millones, y no en los más de 100 que se llevan invertidos.
El futuro del Centro Acuático de Madrid es incierto, pero pinta muy negro. Decay Art and Urbex te muestra en exclusiva el interior de un edificio con el que no hay forma de hacer nada: no se puede terminar, ni derribar o ni reconvertir en otros usos. En la caja del Ayuntamiento de Madrid sólo hay telarañas.  
Y no solo eso, según denuncia el periódico Diagonal, desde que se pararon las obras en 2010 las empresas Dragados y Construcciones Ortiz han seguido cobrando por las labores de mantenimiento y vigilancia de las instalaciones, cerca de 550.000 euros más. Una seguridad que, como demuestran estas fotos exclusivas, brillaba por su ausencia.































1 comentario: